hearing loss

¿Pérdida de audición tras un traumatismo craneal? Esto es lo que hay que hacer

Una conmoción cerebral ya es una experiencia desagradable.

Puede hacer que te sientas aturdido, confuso y lento. Puede provocar náuseas, vómitos y problemas de equilibrio. Como es lógico, también puede dejarte con un dolor de cabeza intenso.

Pero, ¿sabías que, en algunos casos raros, los traumatismos craneoencefálicos pueden provocar una pérdida de audición?

Tiene sentido si te paras a pensarlo. Si alguna vez te has dado un golpe, probablemente te hayas quedado con los oídos zumbando. De ello se deduce que un golpe más fuerte podría causar una lesión más grave. Como señala Flint Rehab, esto puede manifestarse de diferentes maneras:

  • Pérdida de audición conductiva. Normalmente, es el resultado de que los huesecillos se dañen o se desplacen. En casos raros, una lesión grave en la cabeza puede incluso desencadenar un crecimiento óseo anormal, provocando la fusión de los huesecillos.
  • Conmoción cerebral laberíntica. Se produce cuando una lesión en la cabeza provoca un daño grave en la cóclea. Es muy similar a una lesión que se puede ver con niveles traumáticos de ruido.
  • Pérdida de audición central. No sólo el oído puede resultar lesionado por un traumatismo craneal. Ciertas zonas del cerebro también pueden resultar dañadas por un golpe lo suficientemente fuerte, interrumpiendo la vía auditiva aunque los oídos no sufran ningún daño.
  • Agnosia verbal auditiva. Técnicamente, no se trata de una pérdida de audición, sino de un daño en el área del cerebro encargada de procesar las palabras habladas. No obstante, se manifiesta de forma similar a un trastorno auditivo.
  • Pérdida auditiva neurosensorial. Es el tipo más común de pérdida de audición relacionada con un traumatismo craneal. Es el resultado de un daño en los estereocilios, las pequeñas estructuras en forma de pelo del oído interno responsables de la transmisión del sonido. Es raro que se produzca una pérdida total de audición; lo más frecuente es que dificulte la audición de determinadas frecuencias.

Aparte de la pérdida de audición y el tinnitus, los síntomas de esta forma de lesión pueden incluir:

  • Dificultad para entender el habla, especialmente en zonas donde hay mucho ruido de fondo.
  • Dificultad para determinar la dirección del sonido.
  • Sensibilidad extrema al sonido, conocida como hiperacusia.

Con o sin pérdida de audición, lo primero que debes hacer tras sufrir una lesión cerebral traumática es buscar atención médica. Es conveniente que acuda al consultorio médico, a la clínica o al servicio de urgencias más cercano lo antes posible. De este modo, si hay algún problema grave, podrá detectarlo cuanto antes.

Si te encuentras con algún síntoma de pérdida de audición, también debes programar una cita con tu audiólogo. Al igual que en el caso de una conmoción cerebral, si sufre una pérdida de audición, cuanto antes pueda empezar a recibir tratamiento, mejor.

Más allá de eso, se aplican los consejos típicos para tratar una conmoción cerebral. Descansa mucho, evita forzar la vista y mantente alejado de cualquier actividad física innecesaria. Cuídate y en poco tiempo estarás como nuevo.

RECOMENDADO  Las mejores formas de quemar más grasa